Ponte al día

Cómo alcanzar la felicidad física

Descubre la felicidad física como reto personal

Añadir a favoritos Añadir a favoritos
Compartir

¿La felicidad física es un reto personal? 

Al acabar nuestro ejercicio diario nos invade una sensación de bienestar y alivio. Cuando van pasando las horas del día y vemos que no llega ese momento que reservamos para practicar deporte y liberar el estrés, comienza esa presión por querer cumplir nuestros deberes, y también alcanzar nuestra felicidad física. 

Debemos tener en cuenta algunas claves que resultan relevantes en este aspecto:

  • Definir nuestro reto: Cuando hablamos de retos, todos pensamos en algo a largo plazo o  una prueba deportiva de una alta exigencia física. Sin embargo, el RETO que te planteamos aquí es el que nos hace mejores y más felices. Sólo basta con cumplir un pequeño objetivo diario. Además, alimenta nuestra autoestima y equilibrio emocional, es la felicidad en todos los aspectos.

  • Establecer una rutina: Hay pequeñas manías que están asociadas a nuestro entrenamiento diario. Por ejemplo preparar la bolsa para el Gym, hacer un playlist de tu música favorita, decidir el horario, la actividad y dónde practicarlo. Igualmente cuidar de tu alimentación aprendiendo que grasas son buenas para tu dieta, te ayudará a conseguir mejores resultados. 

Prepararnos para cumplir un reto diario, supone también sentirnos capaces de conseguirlo, para así mejorar. En definitiva sentirse plenos de esforzarse para lograrlos.

¿Qué debemos tener en cuenta una vez empezamos nuestros entrenamientos?

  • Un tobogán de sensaciones aparecerá en cada entrenamiento diario. Con el paso de los días nuestra felicidad física se hará más grande y estará acompañada de mejores resultados.

  • El entrenamiento puede ser todo lo ambicioso que queramos, pero siempre debemos ser realistas y optimistas.

  • Regala optimismo y deporte, porque te estarás regalando a ti misma la sensación de vivir la felicidad de la actividad física.

  • Normalmente durante la actividad física generamos un espacio o un momento en el que nos quedamos solos con nuestros pensamientos, ideas o sensaciones. Es en esos momentos donde gestionamos todas esas cosas que durante el día no se han resuelto por completo. También buscamos respuestas a preguntas sin resolver o incluso valoramos la toma de decisiones importantes. Hacer actividad física nos ayuda a ver las cosas con mayor claridad. 

  • La libertad y la sensación de elegir camino, distancia, ritmo, ejercicio, esfuerzo, es algo que nos genera capacidad de decisión y nos hace mejores, a la vez que más felices.

  • Rellenar huecos vacíos durante cualquier hora del día con algo que te genera felicidad es un placer y que además podemos hacer de diferentes modos y a cualquier edad.

A ciertas edades el tiempo libre ocupa más espacio en nuestro día a día. Tener una rutina y unos hábitos con actividad física, nos hará evitar el aburrimiento, mejorar nuestra salud y sobre todo, ¡ser felices!

Comparte esta noticia

Deja un comentario